Upcoming Events View All
26
Speaker Jason Evert - for teens and parents

Thursday, 05/26/2022 at 6:30 PM - 8:30 PM

30
Mass at St. Patrick (Armagh) Old Rock Church

Monday, 05/30/2022 at 10:30 AM - 4:00 PM

3
Reflect retreat for mid-life singles

Friday, 06/03/2022 at 5:30 PM -
Sunday, 06/05/2022 at 3:30 PM

3
Holy Hour for priestly and religious vocations

Friday, 06/03/2022 at 7:00 PM - 8:00 PM

7
Joyful & Alive Conversation

Tuesday, 06/07/2022 at 7:00 PM - 8:00 PM

10
Gabriel's Retreat-A Retreat for those Expecting the Unexpected

Friday, 06/10/2022 at 6:00 PM -
Sunday, 06/12/2022 at 6:00 PM

10
Catholic Engaged Encounter

Friday, 06/10/2022 at 8:00 PM -
Sunday, 06/12/2022 at 5:00 PM

SIRVAN AL SEÑOR CON ALEGRÍA | Debemos soportar la carga, no por nosotros mismos sino por el bien de los demás

Al seguir los ejemplos de Jesús y San Timoteo, podemos asumir disciplinas de vida espiritual para beneficio especifico de otras personas

Queridas hermanas y hermanos en Cristo:

Es útil — ¡y es un reto! — reflexionar sobre el caso de Timoteo en los primeros tiempos de la Iglesia.

En el libro de los Hechos de los Apóstoles — capitulo 15, se nos dice que los apóstoles se reunieron en lo que fue, en efecto, el primer Concilio de la Iglesia. Después de orar y conversar, el Concilio de Jerusalén, llevado por el Espíritu Santo, llegó a la conclusión de que los Gentiles no tenían que estar circuncidados para poder convertirse en cristianos.

Luego, inmediatamente después, en el capítulo 16, se nos dice que Timoteo se circuncidó con la finalidad de enviar ese mensaje a las comunidades. ¿Cómo tiene sentido eso?

Actualmente, tiene perfecto sentido. San Pablo sabía que debería quedar claro para todos que Timoteo no se involucró en el mensaje porque ganaba algo con eso. Él lo hizo únicamente por el bien de los demás.

Si pensamos acerca de eso, vemos que es una característica del ministerio de Timoteo, parecida al de Cristo. Jesús llevó el costo de la salvación en Su propia carne. Él no se benefició por eso; nosotros lo hicimos. Timoteo pago el precio, en su carne, para hacer que su proclamación de las Buenas Noticias fuera más efectiva para los demás. Él no se benefició de eso; los demás si lo hicieron.

Esto nos plantea una buena pregunta: ¿Estamos dispuestos a hacer lo mismo?

En el Miércoles de Ceniza y en el Viernes Santo, ayunamos y nos abstenemos de comer carne. En los viernes de Cuaresma, nos abstenemos de comer carne. Somos llamados a realizar la misma clase de penitencia, todos los viernes del año. Sin embargo, tendemos a pensar en estas prácticas espirituales como una especie de programa de auto ayuda. Y en ese nivel eso está bien — ¡todos necesitamos mejorar en nuestras vidas!

Qué pasaría si cambiamos nuestra perspectiva: ¿Qué tal si seguimos el ejemplo de Timoteo — que es a fin de cuentas, el ejemplo de Jesús — y asumimos las disciplinas de vida espiritual específicamente para el beneficio de los demás?

Por ejemplo, podríamos abstenernos o ayunar los viernes, no por nuestra propia disciplina y beneficio, sino por el bien de aquellos que padecen de hambre o de aquellos que sirven a los hambrientos. Podríamos hacer una hora de adoración en nuestra iglesia, no por nuestro propio beneficio, sino más bien por un ser querido que se ha alejado de la fe. Podríamos recurrir a la oración en lugar de poner música cuando estamos en el automóvil, o leer la Biblia por 30 minutos en lugar de ver las noticias por la noche — no porque nos hará mejores personas (¡que en realidad si lo hará!), sino porque el mundo necesita un contacto más profundo con Dios.

Hermanas y hermanos, como seguidores de Jesucristo, tenemos la oportunidad de llevar algunos de los dolores del mundo sobre nosotros mismos, para llevar ese dolor en nuestras vidas como lo hizo Timoteo, como lo hizo Jesús. Podemos llevar la carga, no por nuestro bien sino por el bien de los demás.

Así, entre las muchas penas del mundo en nuestros días, ¿cuál es la que llama la atención de nuestro corazón en una forma particular? ¿Y qué tipo de disciplina puedo emprender y convertirla en una parte regular de mi vida para elevar ese problema al Señor?

From the Archive Module

SIRVAN AL SEOR CON ALEGRA Debemos soportar la carga no por nosotros mismos sino por el bien de los dems 7571

Must Watch Videos

Now Playing

    View More Videos