Upcoming Events View All
20
Evening Fiat Women's Gathering

Thursday, 06/20/2024 at 7:00 PM

23
Weaving Ourselves Whole: Exploring Your Life's Story

Sunday, 06/23/2024 at 1:00 PM - 4:00 PM

24
21st Annual Charity Golf Tournament for Our Lady's Inn

Monday, 06/24/2024 at 11:00 AM - 6:30 PM

26
Independence Day Celebrations

Wednesday, 06/26/2024 at 6:30 PM

6
Pipes for Parkinson St. Louis

Saturday, 07/06/2024 at 6:30 PM

8
Summer Silent Directed Retreat

Monday, 07/08/2024 at 9:00 AM -
Saturday, 07/13/2024 at 4:00 PM

12
St. Joseph Parish Picnic

Friday, 07/12/2024 at 5:00 PM -
Saturday, 07/13/2024 at 11:00 PM

14
SSND Summer Service Week

Sunday, 07/14/2024 at 5:00 PM -
Saturday, 07/20/2024 at 11:00 AM

14
SSND Summer Service Week

Sunday, 07/14/2024 at 7:00 PM -
Saturday, 07/20/2024 at 11:00 AM

19
REFLECT Retreat for Mid-Life Singles

Friday, 07/19/2024 at 5:00 PM -
Sunday, 07/21/2024 at 3:00 PM

SIRVAN AL SEÑOR CON ALEGRÍA | Dios planta semillas de bendición dentro de la adversidad

Las lecciones bíblicas extraídas de tiempos de adversidad pueden guiarnos en Todo lo Hago Nuevo (All Things New)

Queridas hermanas y hermanos en Cristo,

Las lecturas de la segunda semana de Cuaresma provienen de momentos clave de adversidad en la historia de Israel. También contienen algunas lecciones importantes para la adversidad que enfrentamos en la historia de la Arquidiócesis de St. Louis y en especial en el Proceso de Planeación de Todo lo Hago Nuevo

Escuchamos al profeta Daniel. La acción en el libro de Daniel se lleva a cabo durante la época del exilio babilónico (los años 500 a.C.), aunque fue escrita durante una crisis de persecución mucho más tarde (167-164 a.C.). En medio de la adversidad, Daniel se enfoca en la confesión abierta de los pecados de Israel y la esperanza de la misericordia de Dios.

Escuchamos a los profetas Isaías y Miqueas. Ambos estaban escribiendo en un momento en que Asiria había destruido la parte norte de Israel, y cuando los asirios amenazaban a Jerusalén. El enfoque de los profetas, en medio de la adversidad, está en el juicio inminente de Dios seguido por la esperanza de perdón y restauración.

Escuchamos al profeta Jeremías, cuyo ministerio profético ocurrió durante el gran desastre nacional del exilio. Específicamente, escuchamos que la gente está planeando la muerte de Jeremías porque les está diciendo la dura verdad sobre su infidelidad y sus consecuencias. Curiosamente, ese mismo día, escuchamos la tercera predicción de Jesús de la Pasión en el Evangelio de Mateo. En medio de la adversidad, Jeremías pone su vida en las manos del Señor, tal como Jesús lo hará en el Jardín de Getsemaní.

Finalmente, escuchamos en el libro de Génesis acerca de cómo José es vendido como esclavo por sus hermanos. Pero, en uno de los grandes giros del leccionario, después de escuchar que José fue vendido por 20 piezas de plata, el Salmo nos hace proclamar: “¡Acuérdate de las maravillas que el Señor ha hecho!”

Me gustaría hacer una pausa en ese giro. Creo que contiene una lección clave para nosotros a medida que avanzamos en el siguiente paso de All Things New.

El Salmo 105 se centra en cómo el Señor estaba obrando: no a pesar de la adversidad de José, sino justo en medio de ella. Recordando la carestía que más tarde golpearía la tierra de Israel, dice: “[El Señor] envió a un hombre delante de ellos, José, vendido como esclavo”. Si no fuera por la adversidad de José, Israel no se habría salvado del hambre; debido a la adversidad de José, Israel fue salvo.

Mirando en retrospecto al resto de los profetas que leemos esta semana, vemos una lección similar: El Señor estaba presente y obrando justo en medio de la adversidad que Israel experimentó en su historia. Su historia, una y otra vez, era incómoda. Pero, una y otra vez, siguió este patrón: los tiempos de adversidad siempre contenían las semillas de una mayor bendición. Es como si toda la historia de Israel presagiara la cruz, en la que la mayor adversidad se convirtió en la mayor bendición.

Hay dos maneras de manejar la adversidad. Uno es con una amargura que se niega a entrar en ella. Esto es comprensible: ¡la adversidad es difícil! Pero también es desafortunado. Pierde las semillas de bendición que Dios planta dentro de la adversidad.

La otra forma de manejar la adversidad es con una rendición consciente. Vamos con Dios a morir de adversidad, porque confiamos en la resurrección que sigue.

¿Estamos dando atención a las lecciones de la historia de la salvación al enfrentar nuestra propia adversidad? Creo que vale la pena reflexionar sobre eso a medida que avanzamos en All Things New.

From the Archive Module

SIRVAN AL SEOR CON ALEGRA Dios planta semillas de bendicin dentro de la adversidad 8446

Must Watch Videos

Now Playing

    View More Videos